San Valentín en Japón y el “White Day”

 In Noticias

Como todo lo que se celebra en Japón, San Valentín es algo parecido a cómo lo celebramos en el resto del mundo, o mejor dicho, casi nada parecido… Lo celebran de una manera muuuuucho más exagerada (como todas sus festividades extranjeras), sumándole mucho merchandising y sobretodo, mucho chocolate.

Si para el resto del mundo, en general (cada uno con sus diferentes costumbres pero más o menos parecidas), celebrarlo es pasar una velada romántica, intercambiando pequeños (o grandes) detalles, en Japón es regalar chocolate, mucho chocolate, tanto que en cualquier esquina te encontrarás un puesto vendiendo cajitas en forma de corazón, incluso casetas provisionales en las estaciones de tren.


¿Cómo surgió esta festividad en Japón?

El primer acercamiento tuvo lugar en 1936, con un anuncio dirigido a los extranjeros que estaban en Japón, ya que eran ellos los que conocían esta festividad y los que estarían dispuestos a gastar en regalos. Aunque esta primera vez no tuvo el éxito que se esperaba, es cierto que llegó antes que a España, donde San Valentín fue importada por el fundador de Galerías Preciados a finales de 1940.

No fue hasta 1953 cuando se produjo el verdadero despegue de esta festividad en Japón con una campaña publicitaria realizada por los grandes almacenes Isetan. Desde entonces se fue convirtiendo cada vez más popular en el país. Hoy en día, las empresas se preparan muy bien para estas fiestas, ofreciendo productos innovadores, eso sí, siempre relacionado con el chocolate, ya que, por lo que dicen, alrededor de la mitad de las ventas anuales de chocolate en Japón, se centran en estas fechas.


 

Al contrario que en otros muchos países, en los que el hombre se encarga normalmente de sorprender a su pareja, en Japón los afortunados son ellos, porque son las mujeres quienes se encargan de regalarles, pero no cualquier cosa y que se tengan que comer la cabeza pensando y pensando qué comprar, mucho más fácil que todo eso, regalan chocolate. Y no sólo a sus parejas, en Japón regalar chocolate no sólo tiene un significado romántico, así que si algún día os pasa, es mejor que conozcáis los diferentes significados, antes de pensar que la chica te está declarando su amor eterno:

  • Giri-choko (義理チョコ): este sería el chocolate por obligación, un chocolate simple que viene en paquetes normales sin ningún significado romántico. Las chicas no se gastan mucho en ellos y se lo regalan a compañeros de clase o compañeros de trabajo. Es como cuando compramos una caja de bombones aquí para llevárselo a nuestros compañeros de trabajo. Normalmente es regalado por la razón habitual que influye a los japoneses en muchos aspectos de su vida, ellos siguen convenciones sociales, es decir, piensan “todos lo hacen así, es costumbre hacerlo, yo también lo hago”.
  • Tomo-choko (友チョコ): ¡y aquí tenemos el chocolate para los amigos! Si una chica regala chocolate a un chico, no significa que sea porque le guste, en este caso, es porque le quiere como amigo. Incluso hay amigas que se lo intercambian entre ellas.
  • Honmei-choko (本命チョコ): este si que es el chocolate que regalan las chicas con sentido romántico a su novio, marido o a alguien especial a quien quieren declarar su amor. Normalmente lo preparan ellas mismas en casa, con mucho cariño y dejándolo bonito. Aunque también lo pueden comprar, pero este tipo de chocolate no es tan simple como los anteriores, este sí que tienen que buscarlo mejor, de una marca valiosa, más cara que las anteriores y con un envoltorio particular.

Debido a la vida tan ajetreada que tienen en Japón (multiplicada por tres la que tenemos aquí…), muy poca gente tiene tiempo para preparar ellos mismos los chocolates, es por eso que las empresas aprovechan esta época para vender lo máximo posible con el Marketing y Merchandising de San Valentín.

 

¿Que qué hacen los japoneses? Para que veáis como se lo curran con las festividades que adoptan del extranjero (lo hacen también con Halloween, con la Navidad…), os contamos algunos ejemplos:

Empecemos por Kit Kat, aunque ya tienen una gran variedad de sabores en Japón, dignas de hacer una colección (de hecho hay gente que lo hace), en San Valentín no iban a ser menos, así que hicieron uno especial para estas fechas, con un corazón en su cajita.

Otra empresa dedicada a los dulces, Pâtisserie Pierre puso a la venta unos cofres con chocolate dentro atado con un lazo, que al final sería lo único que quedaría, ya que el cofre era también de chocolate. Eran de diferentes tamaños y el más barato costaba unos 19€.

En 2015, joie joue, boutique de dulces del Century Hotel en Kioto, creó unos pintalabios que aunque a simple vista eso era lo que parecía, en realidad eran de chocolate. Habría sido creado para que las chicas se lo regalen a sus amigas, aunque era algo caro para tener esa finalidad, unos 17€ al cambio una caja con los cinco sabores diferentes. Pero pensando en los sabores (té verde, chocolate dulce, naranja, fresa y chocolate blanco), igual a alguno no le importaba recibir este regalo.

Sin duda, de los ejemplos que más me ha llamado la atención, no sólo por la creación (que ya es mucha), sino también por el precio que pusieron y lo rápido que se vendieron, fue lo que hicieron el año pasado en el hotel Rihga Royal de Osaka, quienes prepararon 9 pares de zapatos de chocolate tan reales que ni acercándote lo notabas. ¿Cuánto te han costado los zapatos más caros que tienes? Adivina cuánto costaban estos… pues el precio de un par de estos deliciosos y sofisticados zapatos (no apta para el bolsillo de todos) era de unos 240€ :O Pero mirad que lo real que eran, si no me dicen que están hechos de chocolate, ni lo noto:

Y estos son sólo unos pocos ejemplos de lo que hacen en Japón… Así que ya os podéis imaginar como sería pasear por sus calles en estas fechas.

Y a todo esto, las chicas pensaréis “¿y nosotras qué?”. Tranquilas, también las chicas reciben su merecido regalo. Un mes después, el 14 de marzo, se celebra el White Day en Japón. Pero tienes que ser lista con el chocolate que regalas en San Valentín, porque ellos regalan para “devolver el favor” y por norma general, tiene que ser un regalo más caro que el chocolate recibido. Antes se regalaba chocolate blanco, de ahí el nombre de White Day, pero ahora las chicas esperan regalos de otro tipo, una joya por ejemplo, no estaría nada mal, ¿no? Este día los chicos no regalan a todos, como hacen las chicas en San Valentín, solo compran detalles para su pareja.

Para terminar, os deseamos a todos un ¡FELIZ SAN VALENTIN! Y por supuesto, ¡MUCHO CHOCOLATE!

<3 <3 <3

Recent Posts

Leave a Comment

0

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestros términos del servicio, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies